esas alas y sus pedales

volador
en colores

de a dos ruedas
va

sin pensar
viaja

y en ese encuentro
divino

se escapa del tiempo
mientras
lo pierdo de vista

cuando yo también
en barco me escapo del tiempo
y me escondo en este presente