Sentado en recuerdos

Sentado aqui en esta plaza, donde pienso y pienso. Se lo que hice, se lo que dije, te conosco tanto que se que me extrañas, me conoces como la palma de tu mano y se que, aunque te esfuerces mucho en no decirmelo y ocultarlo entre  7 llaves me quieres mas de lo que las palabras permiten decirlo.

Se que te preocupas por mi, que me valoras, que no sos capaz de decirme en la cara lo que me decis por tel o en aparatos de este siglo. Eres incapas de odiarme, lo intentas, ahora, por segunda vez. Pero yo se, y tu sabes el resultado de este cariño. Prefiero decir esto, pensar en que es verdad, a intentar ocultarla.

Tu no me vas a olvidar, te llamare en 10 meses y me dirias que no te llame en 12, como diciendome que llame en 1 mes. Para mi no eres complicada, simplemente haces las cosas a tu manera.

Crees que hay gente mas linda, yo conosco gente mas linda, pero poca con tu corazon. Puedo leerte como mi corazon escucha al tuyo cuando hablas. Se tanto, que me olvido para saber algo olvidado.

En definitiva, aca tenes, sacado de un rollo de fotos en moviemiento, lo que siento por ti, en rimas de teatro y musica:

I hate the way you talk to me, and the way you cut your hair. I hate the way you drive my car. I hate it when you stare. I hate your big dumb combat boots, and the way you read my mind. I hate you so much it makes me sick; it even makes me rhyme. I hate it, I hate the way you’re always right. I hate it when you lie. I hate it when you make me laugh, even worse when you make me cry. I hate it when you’re not around, and the fact that you didn’t call. But mostly I hate the way I don’t hate you. Not even close, not even a little bit, not even at all.

Odio la forma que tu me hablas, y el estilo de tu pelo. Odio la forma que tu conduces mi auto. Odio cuando observas. Odio tu grandes y tontas botas de combate, y la forma que tu lees mi mente. Te odio tanto que me enferma; aun hace que rime. Lo odio, odio la forma que tu siempre tienes razon. Odio cuando mientes. Odio cuando me haces reir, aun peor cuando me haces llorar. Odio cuando tu no estas cerca, y el hecho que tu no llames. Pero sobre todo odio la forma que no te odio. Ni bastante, ni un poco, ni siquiera algo.

Panchos equivocados, sentados en recuerdos…